“Demasiadas pocas cosas”